Entradas

Mostrando entradas de marzo, 2015

Apps para desarrollar la creatividad de los niños

Imagen
Este artículo nace a raíz de una conversación en el muro de Facebook Laura Mascaró, donde me he comprometido a escribirlo. El tema es la tecnología. Hay muchos padres y madres que se resisten a acercar a sus hijos a la tecnología, creyendo que les perjudica o que perderán las habilidades analógicas, etc. Pero lo cierto es que esta privación del acceso a las herramientas, que han venido para quedarse, abre una brecha de habilidades y destrezas entre estos niños y los que sí tienen esta oportunidad, una brecha que se agranda cada vez más y que puede suponer una gran desventaja competitiva en su vida adulta.

Un hábito creativo esencial

Imagen
A veces queremos rizar el rizo y hacer cosas espectaculares con tal de desarrollar la creatividad de los niños, pero en realidad es todo muy sencillo, basta con aprovechar las inclinaciones naturales que ya tienen.
Una de las cosas que los niños practican mucho y los adultos no, es el dibujo. No existe niño en el mundo, al menos en el nuestro, que no dibuje. Y ellos no se andan con tonterías tipo "es que no sé dibujar", ni siquiera se plantean la cuestión hasta los últimos cursos de primaria cuando, con el espíritu crítico que les inculcamos insistentemente, dejan de hacerlo a menos que sean especialmente talentosos.


La herencia no-creativa

Imagen
En las escuelas, a cualquier cosa que se salga un poco de lo tradicional lo llamamos creatividad. El peor enemigo para introducir la creatividad dentro de los contenidos o metodología que se usan en la escuela es no saber exactamente qué es, ni saber como acceder a la nuestra propia como educadores. Todos hemos sido educados en un mismo sistema que potencia las capacidades del hemisferio izquierdo cerebral: la capacidad de organizar y jerarquizar, la capacidad de síntesis, el lenguaje bien estructurado... Y, cómo estamos condicionados nosotros mismos por estas ideas, a la hora de plantear actividades creativas, mantenemos esta estructura saliéndonos sólo un poco del guión.

Creatividad en el aula

Imagen
La semana pasada me tomé (de nuevo) la licencia de no publicar ningún artículo. Esto se debe a que estaba enfrascada al 100% en terminar el libro que hoy os presento: Creatividad en el aula. Como compensación, aparte de presentarlo aquí, este libro estará disponible para descarga gratuita por un tiempo muy limitado.  Se trata de un material que viene a dar respuesta a una necesidad que vengo observando: los deseos de introducir la creatividad en las escuelas y la falta de conocimientos sobre este tema. La idea de creatividad generalizada dista mucho de ser cierta, como ya he comentado alguna vez aquí. A esto se une el hecho de que, en cuanto a técnicas de creatividad, una gran mayoría están pensadas para adultos y, concretamente, enfocadas al mundo laboral. Siendo todo lo relacionado con lo infantil un tema menor, tenemos servida una práctica que dista mucho de ser creativa o eficaz.


Escogiendo libros y juegos para los niños

Imagen
A la hora de escoger libros, juguetes u otros materiales para los niños (y muchas veces a la hora de diseñarlos, por parte de personas que convierten lo infantil en un tema menor) uno de los criterios básicos que se emplean, más allá de lo que pueda aportar al desarrollo de los niños, es que el material en cuestión les entretenga.
Bien, yo no estoy de acuerdo con que a los niños haya que entretenerles, del mismo modo en que no creo que haya que entretener a los adultos. Entretener es distraer. A los adultos se nos entretiene para que no pensemos demasiado profundo (no vaya a ser que queramos cambiar las cosas). A los niños se les entretiene para que no piensen y no tengan ocurrencias, es decir, para que no nos molesten.